Confesión: Lamento carga

Tengo un fuerte sentimiento de vergüenza cuando la escucho en la televisión debatiendo problema de las pensiones de nuestros padres y abuelos.

Parlamento y programas de entrevistas, la gente parece que no tienen padres o parecen estar siempre, las personas que como ver mañana cerca de la tarjeta de identidad en su cartera serán declaraciones Nestlé y de pensiones, decidir con tijeras peniques dignos de nuestros mayores, la vieja sabiduría popular que nos incita a comprar nosotros y si no tienen. El mismo sentido de la vergüenza me trató durante mis visitas que revolotean en el hogar de los padres, al ver la mina como suspiros de audición debate televisado sobre el tema.

Me siento culpable de que son contemporáneo con esos pequeños monstruos que se oponen a mis padres en su modesta pensión, obtenidos a través de un trabajo ejemplar. Recuerdo que cuando era un niño desapareció de su casa cuando apenas la madrugada, luego viene cansado en nserat con una naranja prohibida, bolsillo de sigilo para mí y mi hermano. Yo nos Recuerdo haberle dicho a menudo: "Estamos trabajando ahora para tener en la vejez y no ser una carga para ti." Ahora llegó este viejo.

Digno rechazar cualquier centavo tratando de colarse para ir en la palma de su trabajo: sus pensiones drămuiesc sabiamente y logró muchas veces para nosotros y nos prestan sus hijos cuando la edad intemperancia nos hace para estirar más de lo que edredón.

Una vez más ver la televisión como un paquete de la mano de prendas de vestir empuja bruscamente profunda en el bolsillo de mis padres jubilados, tratando de disminuir así su pequeño, porque ellos trabajaron toda la vida, sin quejarse. No se quejan, incluso ahora, pero se enfrentan con tiempos dignidad, suspirando a la vista de lo que fue elegido en el país donde crecieron de trabajo más. Y espero con el ceño fruncido a los que se atreven a molestar a ellos para neliniştitele nunca, a quienes los miran con odio cărunţii nosotros, y puedo hablar con ellos las palabras que pronunció, una vez por el dolor, una venerable retirado: "¿Quién no le gusta nuestra edad no deben tomar fuerza!"


0

Comentarios - 0

Sin comentarios

Añadir un comentario

smile smile smile smile smile smile smile smile
smile smile smile smile smile smile smile smile
smile smile smile smile smile smile smile smile
smile smile smile smile
Caracteres a la izquierda: 3000
captcha

Añadir Artículo

title
text
Caracteres a la izquierda: 5000